sábado, 22 de octubre de 2016

Creando tu camino

Respira profundamente tres veces.

Cierra los ojos.

Ahora céntrate en tu respiración.

Cuando sientas que tu mente comienza a traerte mil imágenes y recuerdos, abre los ojos e imagina que delante de ti, hay un gran pasillo sin luz.

Al final del pasillo ves una llama de Fuego que ilumina fuertemente la salida.

Concentra tu mirada en ese punto.

Recuerda mantener los ojos abiertos.

Respira profundamente una vez.

Repite para ti...

"Todo está en la mente.

Si lo deseo, lo conseguiré.

Voy a centrarme en ese objetivo que quiero.

Todo va a salir bien".

Persigue tus sueños y marcate una meta real.

Recuerda...

Tú eres el creador de tu historia.

¿Te atreves a ser el protagonista?


votar Imprime esta entrada

No hay comentarios: